Norman Rockwell: La imagen del sueño americano - Ego Sum Qui Sum

Breaking

MAIK CIVEIRA & LA ALIANZA FRIKI ANTIFASCISTA

lunes, 27 de diciembre de 2010

Norman Rockwell: La imagen del sueño americano

Hola, amigos. En medio de situaciones espantosas, que deprimen a quien se toma el tiempo de ponderar acerca del futuro de la humanidad, quiero cerrar este año blogueril con una entrada simpaticona y con imágenes bonitas e inofensivas de mundos soñados.

Norman Rockwell (1894-1978) fue pintor, ilustrador y fotógrafo. Se hizo famoso por sus ilustraciones de la vida norteamericana, especialmente en los años de la Segunda Guerra Mundial y las décadas que le siguieron. Entre vanguardias, ante la aparente muerte del arte figurativo, Rockwell creó imágenes sencillas, coloridas y optimistas que exaltan los ideales norteamericanos de la familia, la patria, la infancia feliz y la juventud alegre.

Acosado por depresiones y crisis de inseguridad, Rockwell forjó la imagen del American Dream, con un estilo que durante décadas se ha tratado de imitar. Pero la realidad creada por Rockwell demostró ser una mera viñeta que enmascaraba una sociedad construida sobre la doble moral y la perpetua crisis de identidad, tal como era la vida del artista. Sin embargo, el arte de Rockwell ha logrado trascender el tiempo, por la habilidad del pintor, sus ingeniosas ideas y la representación de un sueño anhelado que nunca se hizo realidad.

Aunque sus obras pudieran parecer frívolas, él como artista no lo era. Prueba de ello es su serie Four Freedoms, basadas en el discurso del presidente Franklin D. Roosevelt en 1941. Con su New Deal, Roosevelt estaba poniendo frenos al capitalismo salvaje que había causado la Gran Depresión. En su discurso, el presidente hablaba de las cuatro libertades que deben ser respetadas en todo ser humano: no sólo ser libre para expresar sus ideas y practicar su fe, sino estar libre de carencias y miedo. En esto último se expresaba una idea radical, fundamento del Estado de Bienestar que Roosevelt estaba construyendo, y el mensaje era que en una sociedad verdaderamente libre, ninguno de sus miembros debe quedar a su merced y desprotegido. He ahí una bonita versión del sueño americano, retratado en estas cuatro pinturas, profundamente políticas:








Aquí está otra de sus pinturas políticas: The Problem We All Live With de 1964. Retrata a Ruby Bridges, la primera niña afroamericana que pudo asistir a una escuela pública en Louisiana que hasta entonces estaba reservada para niños blancos. Las leyes segregacionistas estaban por primera vez echándose para atrás y las reacciones fueron tan violentas, que agentes federales tuvieron que escoltar a la niña a su escuela para protegerla de sus vecinos racistas. Con esta pintura, Rockwell se posicionaba como aliado del Movimiento por los Derechos Civiles.



Y ahora, una muestra de su trabajo más idílico:










Esta última es el autorretrato del artista y me parece una absoluta genialidad. Véanse los múltiples niveles de metaficcionalidad: la representación de la representación de la representación. Volvería loco a Platón. El bosquejo que realiza el personaje no es fiel a su modelo, sino una idealización. Pero a su vez, el modelo es sólo un reflejo, no el sujeto original. Pero el sujeto original no está ahí; el Rockwell que vemos allí es él mismo una ilusión hecha con formas y colores. El arte es, a fin de cuentas, un engaño, un sueño. Éste es el Esto no es una pipa de Rockwell.

¡Feliz Año Nuevo!


Más entradas sobre arte para reflexionar:

7 comentarios:

TORK dijo...

La No. 3 es inconfundible para mì. Ilustraba la portada del libro "Hombrecitos" de Louise May Alcott en una de sus chinguenésimas ediciones. Es más, por mucho que la descripción en el libro fuera tan clara y contraria, para mì, el niño que sale en el primer plano eras Nathaniel Blake.

Sombrerudo dijo...

Igual se aprecia su calidad como artista, aunque el american dream a sido (en mi opinion) el arma de destrucción masiva más grande que ha creado el Imperio.

Pero sí, feliz solsticio de invierno y prospera vuelta al sol.

Enrique Arias Valencia dijo...

Bellas imágenes que esperan su realización en algún universo.

Chakz Armada dijo...

Excelente cierre de año para este blog... saludos!

Eli Sabeth dijo...

Mucha calidad, me robaré algunas imágenes.

Maik Civeira dijo...

¡Saludos a todos!

@Elizbeth: Be my guest!

Armando E. Torre Puerto dijo...

Efecto retardado: ¿Qué tanto es una máscara?

Para muchos gringos esa fue su realidad y, con todo y que no me late nada posmo, creo que es válida. Muchos de esos cuadros son muy parecidos a lo que veríamos en los álbumes familiares de muchos de los que posaron. Caray, si lo tropicalizamos me recuerda mucho la caja de fotos de mis abuelos y tíos que estuve revisando este domingo. Es vida ordinaria como la queremos recordar. Claro, si nos vamos al momento, para la mayoría se verá como National Lampoon's Vacation, pero no es como que Rockwell lo ignora del todo. Ahí tienes al necio vendiéndole refrigerador a los esquimales, el niño pobre usando un barril por escritorio, la desmadrosa esperando entrar a la oficina del director. También está The Problem We All Live With, al final de su carrera. Algunas pinturas parecieran una especie de muckracking optimista.Tampoco son todos hermosos, muchos tienen una vibra a lo Will Eisner.

Y sí, promocionaba a la coca, pero es un producto que en su tiempo hizo mucho bien proporcionando una alternativa higiénica al alcohol. Amamos la Sidra Pino, y no es como que no se hubiese vuelto una corporación similar con un poco más de suerte y éxito (ahí está Bepensa, no lejos de ese giro).

CURIOSIDADES DE LA HISTORIA

CURIOSIDADES DE LA HISTORIA
Haz click para conocer la historia