Neostalgia: Computadoras - Ego Sum Qui Sum

Breaking

MAIK CIVEIRA & LA ALIANZA FRIKI ANTIFASCISTA

lunes, 11 de abril de 2011

Neostalgia: Computadoras




Y llegó el mes de abril, el mes de los niños, en el que los que tienen hijos y sobrinos los consienten con regalos y golosinas, y los que no, gustan recordando su infancia con algunos placeres culpables de años más inocentes. Y luego estoy yo, que hago ambas cosas.

Hoy quiero recordar con ustedes, hato de vejetes, las computadoras que usamos en nuestros años mozos, en aquellos días de perdición y desidia conocidos como ¡los 90!




Sí... lo recuerdo perfectamente... Las primeras computadoras con las que tuve contacto fueron las que estaban en la escuela primaria a donde iba a hacer el ridículo. Eran unas cosas negras que tenían juegos muy, pero muy sencillos, de matemáticas. Ese mismo año le pedí a Santa Claus una computadora. Ese mismo año me enteré de que no existía Santa Claus y de que mis padres no podían comprar una computadora.

Mi segundo contacto con los ordenadores (¡hostia!) fue en la oficina de mi padre. Me la pasaba horas y horas jugando con... ¡el procesador de texto! Sí, me la pasaba escribiendo pendejadas de dinosaurios y otras cosas por el estilo. Me divertía usando el subrayado, la cursiva, las negritas, etc... A veces elaboraba mis propios exámenes y se los daba a mi papá para resolver (¡qué paciencia me tenía mi viejo!). El programa era de texto blanco sobre una pantalla azul, tipo Dougie Howser (¡más neostalgia!). Y, desde luego, en esos días todas las computadoras eran IBM.

La primera computadora que hubo en mi casa llegó cuando yo tenía 12 años. Operaba con Windows 3.11. ¿Se acuerdan? ¿Esa madre extraña, feíta y bastante inútil, pero cómoda de usar, que no se trababa tanto y no se llenaba de virus? Pero le guardo cariño, aunque sea por mi papel tapiz en mosaico de Pamela Anderson. 

Lo raro es que eso fue por allá de 1996, cuando, obviamente, ya había Windows '95. Pero es que mis papás no eran personas muy tecnológicas que digamos y pos tampoco nadábamos en dinero. Es más, esa primera computadora fue regalo del tío ricachón de la familia, el cual la adquirió de otro primo que necesitaba el dinero. Así, le dio lana al primo y computadora a nosotros, y todos fueron felices.




Por lo mismo, la compu vino con archivos de mi primo. Porno, entre ellos. Fueron mis primeros videos porno (hoy en día, los niños se inician mucho más jóvenes). Duraban como tres segundos cada uno. Eran uno de una felación y otro de una penetración por ditroit. Me sacaron mucho de onda y los borré en seguida, dejándome con una sensación de culpa y suciedad.

También vino con muchos juegos. Doom, Duke Nukem y una colección de mini juegos llamada House of Games, que incluía uno de mis clásicos inmortales, World Empire. A todos ellos se accedía por el MS-DOS. ¡Qué cosas! Ah, Duke Nukem, cuántas horas de violencia pasamos juntos. MS-DOS, jajajajajaja. ¿Ya no enseñan a los niños a usar esa madre, verdad? Pero si de juegos se trata, nada supera al Chip's Challenge. Pinche juego, nunca se acababa y era un verdadero rompecabezas. Mi mano quedaba adolorida después de sesiones maratónicas de ese juego. Luego llegó el Age of Empires, y los emuladores de NES, Super NES y Gameboy. Y Pokémon, que el demonio lo regrese al séptimo infierno del que lo sacó. Malditos juegos que me chuparon el alma y la vida. Si quieren, aquí tienen una entrada neostálgica totalmente dedicada a los videojuegos.




En ese entonces no teníamos Internet en casa, y si quería ver chicas en bikini, tenía que ir a un cyber no muy lejano. Internet llegó a nuestra casa hasta por ahí de 1998 (junto con el ya arcaico Windows 95), pero aún así en ese entonces no había tanto que hacer en ella. No había blogs, no había YouTube, no había redes sociales, no había Wikipedia... Las tareas las hacíamos con Encarta; buscábamos contenidos con Yahoo, Lycos o Altavista. Al principio ni siquiera había búsqueda de imágenes. Había que revisar página tras página, como salvaje, hasta encontrar la imagen que querías.

Cuando empecé a bajar música era en archivos midi: bajaba temas de películas y música clásica. Aquella compu no tenía quemador de discos y tuve que ingeniármelas para grabar mi música en un cassette. Luego aparecieron los mp3. Y Napster, en el que tenías que esperar varias horas para bajar una canción, y cuidadito si el cuate que te la estaba pasando se desconectaba, porque te jodías. Mucho después llegaron otros programas de P2P, más amigables. Ahora los torrents lo hacen todo muy fácil, pudiendo bajar álbumes o hasta colecciones completas. Pero no hay nada como bajar rola por rola y luego armar tu propio mix en un CD para escuchar en tu DiscMan. Ahora la gente se acostumbró a pagar por servicios de música y películas en streaming. Esquiroles, digo yo.

Oh... y si querías tener un remedo de vida social, estaba el mIRC. ¡Qué cosa tan fea! Había un canal sólo para los chavos de la prepa en la que yo estudiaba, manejado por un cabrón fresa, pedante y culero que te podía "patear" o hasta "banear" por cualquier cosa que a él no le gustara. Lo mejor del mIRC era entrar a los canales de sexo para hablar con gringas calenturientas... o con gordos horribles que fingían ser gringas calenturientas. A los 14 años conocí a una chica que decía tener 12... no está bien que niñas de esa edad tengan ese vocabulario y esas ideas. Pero lo más divertido era hacerme pasar por mujer y burlarme de los que entraban a esos canales. Mi nick era ChicaLista. Jajajajajajajajaja. Luego lo retomé para el personaje de uno de mis cuentos, que está precisamente es como una conversación de MSN Messenger. Oh, qué cosas. 

Miren, es que en esos tiempos las cámaras digitales y webcams eran poco comunes (los celulares no las tenían). Para tener una foto en digital había que tomar una análoga y escanearla en un cybercafé o papelería (y no era barato; el negocio cercano a mi casa cobraba $20 por foto). Entonces pocas personas tenían fotos reales de sí mismas como imágenes de sus perfiles, y tampoco usaban sus nombres verdaderos. Lo esperable era tener algún nick creativo (lo mismo con tu dirección de Hotmail). Al conocer a una persona en foros o canales de chat, preguntabas a/s/l: age, sex, land. Sextear (o hacer cybersex, como lo llamaban), era totalmente verbal, sin imágenes, y menos videos. Usabas la imaginación y confiabas en que la persona del otro lado te estaba diciendo la verdad, que era una hermosa adolescente de tu edad y tan caliente como tú. Y pos uno estaba pendejo y lo creía.




Había otros sistemas de chats. Mi prima adorada, quien siempre tuvo todo el empeño para convertirme en una persona normal, me invitó a muchos de ellos. Unos eran como tiras cómicas y otros eran unas caritas felices que hablaban. Pero nada como el mIRC y el ICQ, que era menos divertido, pero de alguna manera tuvo mucho éxito también. Luego llegó el Messenger y todo se fue a la chingada. Luego el Facebook y el Twitter terminaron por matar al Messenger. Es el ciclo de la vida...

Sí, hasta por esos años tuve mi página. Hoy en día no es la gran cosa, pero en esos tiempos no todo el mundo hacía su página en FrontPage de Microsoft Office. El humor es tonto y está llena de ideas adolescentes muy equivocadas de las cuales me avergüenzo, pero por nostalgia y por los lulz no me atrevo a borrarla. Les recomiendo algo: no den click aquí.

Fueron tantos cambios pequeños y tan rápidos que uno no se daba cuenta. En los 90 sólo los más ricos de la escuela tenían dos computadoras en su casa. Ahora se espera que cada miembro de una familia clasemediera tenga una laptop, o por lo menos una tablet y de ley un smartphone... ¡Laptops! Cuando las vi por primera vez me parecieron una cosa mágica. Era como una computadora... ¡pero la podías llevar a donde quisieras! Como al baño, por ejemplo. Ahora todo el mundo mete su smartphone al baño para seguir feisbuqueando cuando caga. Qué barbaridad.

Esto era el colmo de lo sexy en los 90

Ahora los teléfonos celulares son computadoras. Recuerdo el primer celular que tuvo mi papá. Era una cosa más grande y pesada que una bola de béisbol, pero menos útil para la comunicación. La primera llamada la hicimos desde nuestro auto a la casa, en una ocasión en que salíamos de viaje. ¡Costó un rechingo conectarnos! Los celulares eran tan malos para su propósito que la gente prefería usar Bípers. ¡Bípers! ¡Qué clase de aparatos arcaicos y ridículos eran esos! Pero bueno, me estoy saliendo del tema...

Y así fue la cosa, rucos, no lo olviden. Y jóvenes, para que sepan de dónde vienen y lo mucho que tienen que agradecerle a mi generación por haber... eh... no sé... ¿aguantado 5 minutos para que descargara una foto en alta resolución de Pamela Anderson, y corriendo el peligro de que todo se fuera al demonio en el momento en el que alguien descolgara el teléfono? Sí... fuimos pioneros... héroes diría yo.

Ahora, los dejo con esta cápsula del tiempo, testimonio de tiempos muy oscuros:


14 comentarios:

Ricardo E. Tatto dijo...

En verdad fuimos héroes! Yo nunca bajé ni vi porno online, pero sí pasé horas bajando fotos de mis amores platónicos (Melissa Joan Hart, Cameron Díaz, et al). No era infinitum, la descarga era infinita, podías ver como se iban llenando las filas de pixeles revelando poco a poco las fotos, y como dices, si alguien descolgaba el teléfono o llegaban tus padres, adiós a todo! En verdad, fuimos héroes...

Sir David von Templo dijo...

Deberian canonizarnos por haber resistido de manera tan estóica esa tecnología arcaica, pero que seríafundamental para el desarrollo del entretenimiento como lo conocemos.

Y si, a mi me toco vivir las compus con Windows 95, programar en MS-DOS, y jugar Doom. No es que fuese rico, solo que mi papa tenia (mejor dicho tiene) un chingo de conocidos.

Saludos.

Miguel dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Miguel dijo...

El montón de gifs de tu página me recuerda a 2 cosas: a la web de Homero Simpson, y a las imágenes aquí a la derecha. ---->
Por suerte, o por desgracia yo llegué al mundo de la computación por el 98, y solo sufrí con la descarga de mp3, y eso.

Saludos!

Maik Civeira dijo...

Yo tampoco veía porno, pero sí tenía algunas fotos de mujeres que me gustaban y que ponía como papel tapiz.

Unknown dijo...

¡Ah, los bippers! Lo primero que viene a mi mente es el emporio de localizadores "Big Bob Bipper" del papá de Helga. Yo también llegué al mundo de los internets como en el 98, pero muchas de esas cosas las conocí por mi hermana mayor que le movía a los microwytes y eso para descargar canciones de japonesas con pelo morado.

Y el concepto de la neostalgia si es bastante curioso. Incluso con gente dos o tres años menores que yo no comprenden la sorpresa que me causo ver el sistema de blog ("'Paginas de internet gratis y tu le puedes meter tus internets!")

Pablo Cabañas dijo...

Casi me tocó esa época, la primera computadora que tuvimos en mi casa funcionó a partir del mismísimo 31 de diciembre de 1999, que bueno que se arregló esa madre del Y2K, que si no...

Ay, cuando me enseñaron a usar MS-DOS en la prepa (2002), si saber que luego llegaría Twitter, Youtube, Blogger. Sí, avanzamos tanto.

Omega Rodo dijo...

Windows 3.11, Cross-dressing, paginas en AngelFire, este post lo tiene todo.

Yo todavía tengo el correo de hotmail que abrí en el lejano 1997, con todo y sus 2MB de espacio.

Lady Diabla dijo...

Me acorde de cuando hice un post parecido, oh si, fuimos heroes. y auqnue no habia mucho que ver o que socializar habia mucho que leer en formatos feos y en letras amarillas sobre fondo verde croe que eran las paginas esas de geocities, no fui rica pero si tenia computadora desde ni;a, jugaba con el antecesor de paint y con un juego d eun esquiador que llegaba un mono gris y se lo comia.

Anónimo dijo...

Recuerdo cuando comenzó internet. Todos nos preguntábamos, y quién paga todo esto? y sobre todo, para qué coño sirve?

En fin, personalmente añoro la estabilidad del Windows 3.11... por cierto, olvidaste el Tetris y el Prince!!!

dunkelheitzz dijo...

Uhhhhh, yo recuerdo que mi primer contacto con las computadoras fue cuando entré a la secundaria, cuando hablándome de búsquedas en Google, Yahoo y Altavista era dejarme de WTF!!!

Me tocó en el "taller de computación" donde nos enseñaban a usar Office,y sí, yo también en pleno año 2000 programé en MS-DOS, recuerdo que una vez muchos le pagaron 200 varos a un wey por una chingadera de 25-30 hojas copiada directamente de Wikipedia... ¡Bendita ignorancia!

El internet lo conocí algo de tiempo después, y de ahí para acá la pura pinchi adicción, he probado todos los messengers, la rara pagina de "elchat.com" (no tengo idea de si aún existe) las páginas en geocities y tenía una especie de blog raro en las páginas que en algún tiempo facilitaron en Hotmail; después abri otro en blogger (cuando aún era blogspot) pero lo cerré porque no tenía más que pendejadas adolescentosas qué escribir (y aún ahora no tendría mucho) pero sí, la pura neostalgia aquí...

Dijeran por ai': ¡Qué tiempos aquellos!

DRWXP dijo...

Me mataste con el comentario de pokemon, me sentí identificado jajajaja

DRWXP dijo...

Mi primer contacto con las computadoras fueron las que tenían en el Colegio, que usaban windows 3.1 creo, ya que usaban DOS, y tenían juegos como Battlefield, Tic Tac Toe, Supaplex y El Principe de Persia.

Luego mi primera PC venían con Windows 95, traia una enciclopedia virtual incluida, una versión modificada de Paint que se llamaba Paint for Kids, y el Corel Draw X4, el Internet vino hasta mucho después, pero recuerdo que el Corel tenía un vector de muestra de una mujer en traje de baño, que cuando lo movias de un lado a otro tardaba en cargar todas sus capas, y sucede que las capas de la ropa eran distintas a las de la mujer, así que se veía "desnuda" por como 2 segundos xD

Luego con la llegada de Internet pasé mucho tiempo en los Chats de MSN (cuando existían), para disgusto de mis papás por la cuenta de teléfono xD, y lo del las descargas era frustrante, pero me encontré programas como Getright para poder solventar esa pena, y tiempo después cosas como Kazaa.

Y Mike, olvidaste mencionar el infame sonido del modem de 56kbps al conectarse a Internet: http://www.youtube.com/watch?v=p8XKhCfsTts




Zer0MX dijo...

La Encarta!!! Te faltó mencionar la Encarta, esa fue mi primer wikipedia, de verdad que me impresionaba bastante cómo era posible que en 4 discos(se tenían que cambiar sucesivamente para instalar) cupieran tantas.cosas, me la pasaba horas leyendo temas de mi.interés ahí

CURIOSIDADES DE LA HISTORIA

CURIOSIDADES DE LA HISTORIA
Haz click para conocer la historia